Banner Libro Chips
Vía: Un enorme gato moviliza a los cuerpos de seguridad en Godella al ser confundido con un tigre

lunes, 21 de enero de 2008

Un enorme gato moviliza a los cuerpos de seguridad en Godella al ser confundido con un tigre

Puede confundirse un gato por un tigre? ¿O por un leopardo? La falta de luz, pasadas las seis de la tarde, quizás puede hacerlo, aunque poco se parecen. O al menos eso lo que pasó ayer en Godella, donde dos trabajadores de la construcción que se encontraban en una obra en la urbanización Casas Verdes de Godella llamaron ayer asustados al teléfono de emergencias tras ver a lo lejos un animal que identificaron como un tigre.

La psicosis comenzó hace unos días después de que varios agricultores de la zona levantaran la voz de alarma al detectar pisadas de un animal mamífero de grandes dimensiones. Por ello, ayer el 112 movilizó a todos los cuerpos de seguridad: la Policía Local, la Policía Nacional e incluso la autonómica desplegaron ayer por la tarde un amplio dispositivo para intentar atrapar al animal que parecía que campaba por sus anchas por Godella desde hacía varios días. Entre los agentes de los Cuerpos de Seguridad movilizados se encontraban además efectivos del Seprona, servicio de la Guardia Civil especializado en este tipo de sucesos.

¿Psicosis o guasa? En realidad, entre los habitantes del municipio y sus vecinos de Rocafort y Burjassot hay "más cachondeo que miedo". Lo que en principio parecía ser un leopardo, después de detectar "grandes huellas" y que una mujer viera un animal de características similares, se convirtió ayer en un tigre. El alcalde de Godella, Salvador Soler, prefirió quitarle hierro al asunto. "Está claro que no podemos dejar de atender los avisos que nos llegan desde emergencias, pero por el pueblo los vecinos ya hacen bromas con que la policía se dedica ahora a buscar animales salvajes", decía el alcalde.


Escapado de un circo
Un grupo de vecinos llegó a pensar que podía ser que el tigre avistado se hubiera escapado de un circo. Si se tomaban en serio el aviso, quizás era la opción más factible, ya que no hay muchos animales salvajes de este tipo habitando de forma permanente en la comarca. En realidad, el tigre es un felino de grandes dimensiones que solamente reside en Asia.

Pero un tigre es un animal peligroso y por si acaso, los cuerpos de seguridad no escatimaron esfuerzos. Los agentes peinaron la zona del municipio, en una ladera escarpada cerca del término municipal de Paterna, con el objetivo de encontrar al animal.

Hace unos días, cuando se creyó ver a un leopardo, pidieron a los agricultores que se encontraban por la zona que abandonaran la huerta por si acaso. Había que tomar precauciones y el desalojo era preciso para evitar males mayores, también en esta ocasión.

Finalmente, la búsqueda duró poco tiempo. Un agente de la Policía Local de Godella que estaba por la zona vio, justo en el lugar donde los trabajadores de la construcción habían creído observar un tigre, a un gato de color oscuro de enormes dimensiones. Quizás tras ver al inofensivo felino todo acaba y los vecinos dejan de ver animales salvajes por el término municipal de Godella.

Precisamente, el alcalde de la población espera que el avistamiento de felinos peligrosos no se convierta en una distracción de desaprensivos. "Si algún día un león escapara de verdad nadie lo creeríamos", decía. Por este motivo, y porque se movilizó a una gran cantidad de efectivos -agentes de la Guardia Civil de Moncada, efectivos del Seprona o dos unidades de la Policía Nacional, entre otros- se decidió tomar los datos de la persona que avisó al 112. Es complicado confundir a un gato con un tigre.

Vía: Las Provincias y de la imagen IDGnow.

No hay comentarios: